Guiando Voluntarios – La Perspectiva de Doricel

Escrito por: Doricel Aguirre, Guia de Voluntarios, Conexiones Culturales

 

Doricel (left) and co-worker Nerys in Los Robles. Doricel (izquierda) y compañera de trabajo, Nerys, en Los Robles.

Doricel (left) and co-worker Nerys in Los Robles. Doricel (izquierda) y compañera de trabajo, Nerys, en Los Robles.


Durante este año 2016 he recibido 7 grupos de HOI con 99 voluntarios, que han venido a compartir experiencias con la comunidad de los Robles y contribuir con proyectos sociales y promover valores religiosos a través de estudios Bíblicos para niños, mujeres, y hombres. Una de las experiencias que más impactó fue cuando visitamos la casa de doña Guillermina a construir un piso de 16 metros debido que ella tiene una casa muy pequeña.
Doña Guillermina vive en el sector Peten. Es una persona que tiene 30 años, tiene una hija de 4 años, es madre soltera y, además de eso, tiene problemas de visión en el ojo derecho que muchas veces le dificulta trabajar. En su casa no tiene suficientes utensilios para cocinar y cama para poder dormir; ese día que le visitamos no tenía nada de alimentos para su hija. Sin embargo ella trabaja para obtener dinero y poder comprar la comida y lo necesario para sobrevivir. Para mí al momento de presentar el perfil como beneficiaria me emocioné y no podía hablar al conocer la historia de ella. A pesar de todo doña Guillermina con la alegría de tener un piso nuevo en su humilde casa deseaba tener mucho para poder agradecer a los voluntarios su grandiosa colaboración de aportar su tiempo, pero, con su humildad expresó su felicidad para vivir mejor y evitar enfermedades causadas por bacterias para su pequeña hija. Todo esto nos lleva a la siguiente reflexión: La humildad hace más grande y fuerte a las personas y la felicidad aún más.

Translate »